René Rast logra resistir y gana en Nürburgring

Interesante y emocionante carrera hasta el final en Nürburgring. El vigente campeón del DTM, René Rast defendía la pole, seguido de Gary Paffett y Bruno Spengler. La salida fue bastante tranquila, dentro de lo que cabe en este circuito, donde se han visto bastantes accidentes en la primera curva. Tan sólo se producía un toque entre Edoardo Mortara y Robin Frijns que tampoco les ocasionaría muchos daños a ambos pilotos. Por delante, los ocho primeros pilotos mantenían sus variaciones de partida, y sólo Timo Glock que salía desde la duodécima posición era capaz de ganar posiciones, colocándose noveno.

Paul Di Resta, que veía como Gary Paffett estaba delante, no tardaba en adelantar a Dani Juncadella y colocarse en séptima. Este adelantamiento y el buen ritmo que llevaba Timo Glock con su BMW M4 ocasionaba una ardua batalla y sin cuartel entre el piloto español y el piloto alemán. Dani Juncadella conseguí aguantar durante una vuelta sin complicaciones, pero a la siguiente vuelta se desataría una lucha en la que ambos pilotos se colocarían en paralelo durante varias vueltas. Utilizando todos los límites de la pista e intentando evitar los ataques del piloto rival, irían empujando a su rival fuera de pista, pero fue una acción de Timo Glock, en la que se fue demasiado largo tirando al piloto español bastante fuera, la que provocaría que Glock pasara a la octava posición y Dani Juncadella a la quinceava. El piloto español, después de esta acción perdió adherencia en la pista y fue perdiendo una posición tras otra. Esta acción fue sancionada para Timo Glock con una bandera blanca y negra.



Por delante René Rast lograría largarse de Gary Paffett, logrando un cómodo colchón de más de un segundo. Por detrás RObin Frijns y Jamie Green serían los primeros pilotos en parar, en la vuelta 5 y 7 respectivamente. Marco Wittmann que hasta el momento iba en la quinta posición empezaría a atacar al Mercedes de Lucas Auer, pero el austriaco, antes de verse pasado decidió entrar en boxes, para intentar lograr pasarle con ruedas calientes cuando el alemán pasase por boxes. Pero Marco Wittmann que paró una vuelta más tarde, en la 11, logró salir por delante del piloto de Mercedes y de este modo colocarse cuarto provisional. Pero lo más importante de la carrera ocurría en esa misma vuelta a unos pocos kilómetros de distancia, Timo Glock había ido acercándose poco a poco a Paul Di Resta y éste visto que podía perder la séptima posición se arriesgo y adelantó a Philipp Eng colocándose sexto. Pero el piloto de BMW intentó recuperar la posición, y se llevó por delante a Paul Di Resta. El escocés caería a la última posición y el piloto austriaco se llevó un DT. En definitiva, las carrera de los dos pilotos se acabó en esa misma vuelta. 

Augusto Farfus pararía en la vuelta 13, y a pesar de que salía por delante de Wittmann no tardaría en ser adelantado por Marco Wittmann, por Lucas Auer, Jamie Green y Robin Frijns. En la vuelta número 15, Bruno Spengler adelantaría a Gary Paffett colocándose segundo. En la vuelta 17, René Rast entraría en boxes, Mercedes actuaría rápido y también pararían a Gary Paffett. Se le complicaba la sitación para Bruno Spengler, que podía perder la posición con Gary Paffett que había ganado en pista. Por la parte de atrás de la carrera, Jamie Green atacaría a Lucas Auer, pero el piloto inglés perdería el control del coche el sólo, perdiendo varias posiciones. Tres vueltas depués, en la vuelta 20, Bruno Spengler entraría en boxes, saliendo a 8 segundos de René Rast y por delante de Paffett. Gary Paffett que veía como Bruno Spengler se encontraba con problemas calentando sus neumáticos, le lanzó el coche en varias ocasiones. Pero el canadiense se defendió perfectamente y logró mantener la segunda posición. 

Tras la parada de Wehrlein en la vuelta 21, se desataría el caos en la lucha de los puntos. Augusto Farfus aprovechó para adelantar a Robin Frijns y a Pascal Wehrlein. Una vuelta más tarde adelantaría a Jamie Green, que se encontraba por detrás de Auer. Pero el impulso y la sangre caliente del piloto brasileño provocó que se quedara sin DRS y no pudiera continuar su escalada hacía la cabeza quedándose taponado por el ritmo de Auer que rodaba en quinta posición provisional. En la vuelta 24 parará Timo Glock, que saldría por delante de Lucas Auer.  Una brillante estrategia que lo dejaba en quinta posición provisional. Nico Müller adelantaría a Jamie Green antes de que Mike Rockenfeller y Loïc Duval tras realizar su parada se sumasen a la lucha por los puntos. Tras un caos e innumerables ataques. Mike Rockenfeller pasaba de la novena a la sexta posición, adelantando a Augusto Farfus, Lucas Auer y Pascal Wehrlein, que sería finalmente séptimo. Lucas Auer perdería posición debido a la falta de ritmo, y Augusto Farfus perdería también la posición con Loïc Duval que sería octavo. Décimo quedaría Nico Müller que dejaría fuera de los puntos a Lucas Auer.



Pero si detrás la acción por detrás no cesaba, en la parte delantera de carrera se cocinaba un final a fuego lento. Bruno Spengler que inicialmente se encontraba a nueve segundos, recortaba medio segundo por vuelta a René Rast. Hasta colocarse a apenas dos segundos a falta de dos minutos. Por detrás Timo Glock que adelantaba a Marco Wittmann, colocándose cuarto, acercándose a Gary Paffett y al podio. El piloto inglés que veía como la mancha amarrilla se le acercaba apretó el ritmo. Timo Glock lo intentó en la última vuelta pero no pudo, le faltó una vuelta para adelantarlo. La misma vuelta que le faltó a Bruno Spengler para poder usar el DRS y atacar a René Rast. El piloto de Audi salía vivo y se llevaba su segunda victoria de la temporada. Bruno Spengler  lograría subirse al podio por primera vez durante esta temporada y Gary Paffett lograría tomar el liderato del campeonato de pilotos. Tres pilotos, de tres marcas distintas subidos al podio, y los tres pilotos felices del resultado de la carrera. Paul Di Resta con su accidente no lograría puntuar y se queda a ocho puntos de su compañero de equipo en la lucha por el campeonato de pilotos.

 

Óscar Parreño

Co-fundador de DTM Spain.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *